El Tajo-Segura y el regadío amenazan aún más el futuro del río Tajo

Informe Aportaciones y consumos de agua en la cuenca del Tajo
Efecto sobre la falta de caudales y la baja calidad de las aguas.

Ecologistas en Acción ha realizado un informe sobre “Aportaciones y consumos de agua en la cuenca del Tajo” en el que se analiza el efecto sobre la falta de caudales y la baja calidad de las aguas. El informe completa las alegaciones presentadas por la asociación al Esquema de Temas Importantes que se dispone a aprobar la Confederación del Tajo.

El informe de Ecologistas en Acción, basado en datos oficiales, demuestra que el trasvase Tajo-Segura, que supone un el 75 % del consumo real de agua en el tramo del Tajo que va desde el nacimiento del río hasta Aranjuez, unido al gran crecimiento que está experimentando el regadío entre Aranjuez y Talavera (Tajo Medio), están amenazando aún más la existencia del río Tajo como ecosistema fluvial.

El trasvase Tajo-Segura extrae de la cabecera del Tajo prácticamente la mitad del agua que lleva el río durante un año medio, sin retornar nada al mismo por este uso. Por su parte, el crecimiento del regadío que se está produciendo entre Aranjuez y Talavera, a costa también del río Tajo, supone un consumo real muy superior al del propio trasvase, en concreto más del 50 % del consumo real (incluido el trasvase), dado también el bajo retorno al río del regadío. Además, el regadío concentra su extracción durante unos pocos meses, coincidiendo con los periodos más secos y calurosos del año.

Todo ello en un escenario general en el que la cuenca del Tajo está sufriendo una importante reducción de aportaciones en régimen natural, como consecuencia de la elevación de la temperatura (mayor evaporación y evapotranspiración) debida al cambio climático. De hecho, en tan sólo 10 años, sin coincidir con ningún periodo de sequía, las aportaciones al río Tajo se han reducido en más del 14 %, situación que se ha visto agravada en la cabecera, donde la reducción ha alcanzado el 30 % en ese mismo periodo.

De esta manera, el trasvase Tajo-Segura y el crecimiento del regadío en el Tajo Medio, combinado con una reducción de las aportaciones por el cambio climático, conduce necesariamente al progresivo deterioro ambiental del río Tajo en un periodo reducido de tiempo. Lo que explica los bajos caudales y los sucesos en los que el Tajo ha visto seco su cauce tanto en Aranjuez como en Talavera de la Reina.

Por todo ello, Ecologistas en Acción considera necesario el progresivo abandono del trasvase Tajo-Segura, que se prohíba la creación de nuevos regadíos en el Tajo, así como que se proceda a la eliminación de una parte del regadío existente, hasta alcanzar un mínimo nivel de sostenibilidad hídrica.

Nada de esto ha sido tenido en consideración en el ETI, por lo que Ecologistas en Acción considera que el ETI es un documento que esconde las verdaderas intenciones de la Confederación Hidrográfica y del Ministerio sobre el Tajo, y que refleja las disputas internas del Gobierno respecto del futuro de la cuenca y del trasvase.

El ETI dispuesto a aprobarse ni integra ni responde a las alegaciones de los colectivos de defensa del Tajo y obvia las principales cuestiones que afectan a la cuenca como son la reducción de recursos debida al cambio climático, la fata de atención a los caudales ambientales, los perniciosos efectos del trasvase Tajo-Segura y el exceso de demanda de regadío.