En Honduras se continúa atentando contra la oposición a los mega-proyectos

Ecologistas en Acción denuncia que la represión y los ataques contra los opositores a los grandes infraestructuras persiste, en especial contra los opositores al proyecto hidroeléctrico Agua Zarca.

Tras el atentado contra Berta Cáceres y Gustavo Castro, que causó la muerte de la primera, y el asesinato posterior de Nelson García el 16 de marzo, la situación e instituciones hondureñas están bajo la lupa de organizaciones e instituciones internacionales e incluso de los propios financiadores. Sin embargo, la represión y los ataques contra los opositores a los grandes infraestructuras persiste, en especial contra los opositores al proyecto hidroeléctrico Agua Zarca.

El 3 de marzo intentaron asesinar al periodista Félix Molina, que acababa de denunciar vínculos de políticos, empresarios y militares con el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca. Félix Molina es presentador del programa Resistencia, que contribuyó a romper el cerco mediático impuesto por el régimen tras el golpe de Estado de 2009.

El 9 de mayo efectivos de la Policía Militar del Orden Público agredían brutalmente a miembros del COPINH (Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras) que se concentraron en las inmediaciones de la casa presidencial en Tegucigalpa para exigir la conformación de una comisión internacional independiente que investigue el asesinato de su compañera Berta Cáceres. Les atacaron con gases lacrimógenos, golpearon resultando heridos, algunos incluso menores de edad, uno de ellos ingresado por contusión cerebral. Varios resultaron también detenidos para ser liberados horas después.

Entendemos que su reclamo es comprensible, y demandamos con ellas y ellos que se den los pasos para resolver el crimen y hacer justicia, y que si de verdad el gobierno hondureño tiene un compromiso de resolver la situación, es impensable el atacarles.

Estos días nos ha visitado en distintas ciudades del estado español Berta Zúñiga, hija de Berta Cáceres. Nos ha sorprendido por su entereza y su compromiso para parar el proyecto responsable de la muerte de su madre, Agua Zarca. En los mismos días los medios de comunicación publicaron quienes eran los asesinos de Berta. Aunque se apuntaba a la empresa como instigadora, tanto Berta Zúñiga como Gustavo Castro herido en aquella ocasión, denunciaron que esos podían ser los responsables directos, pero que había más personas y más poderosas involucradas en el atentado.

Por ello, una vez más, Ecologistas en Acción muestra su solidaridad al COPINH, a las familias de las víctimas y a las víctimas, y en el caso de Félix y Gustavo que se recuperen pronto.

Una vez más exigimos justicia, el fin de la obstrucción de las investigaciones y la paralización del proyecto hidroeléctrico Agua Zarca y de otros proyectos destructores de vidas y ecosistemas.


agosto de 2017 :

julio de 2017 | septiembre de 2017



Visitantes conectados: 405