Plantan 150 nuevos árboles en las laderas de La Goleta

Maravillosa jornada de compromiso colectivo con la naturaleza la desarrollada en la mañana del domingo 20 de noviembre de 2016 en el barrio aruquense de La Goleta. La actividad se realizó bajo la organización del colectivo ActivaT, La Vinca-Ecologistas en Acción, la Heredad de Aguas de Arucas y Firgas (propietaria de los terrenos en los que se ha actuado) y con la colaboración del Ayuntamiento de Arucas que puso a disposición de los colectivos organizadores unos bidones de agua para regar la plantación.

Medio centenar de personas, con bastantes niños y niñas participando, plantaron y regaron 150 ejemplares de sabinas, lentiscos y dragos en las laderas de la Presa del Pinto, que además quedaron con sus pocetas hechas y perfectamente regados, esperando las lluvias que nos traiga el ya cercano invierno.

La jornada comenzó con la concentración de participantes frente a la iglesia de La Goleta, para luego desplazarse a las Presas y estar durante tres horas plantando y regando, para llevar a cabo la denominada Huella Ecológica de la IV Circular de La Goleta.

Las plantas utilizadas procedían del Vivero Forestal de Tafira, dependiente de la Consejería de Medio Ambiente del Cabildo de Gran Canaria, que las cedió a los colectivos organizadores.

Las entidades convocantes han reafirmado su compromiso de mantenimiento y riego de todo lo plantado en esta y anteriores ediciones, y si el invierno ayuda, con un par de riegos el próximo verano se consolidará esta nueva zona arbolada, con el objetivo de seguir haciendo bosque y lograr tener un paisaje más verde en el entorno de este populoso barrio aruquense.

Tanto ActivaT como La Vinca-Ecologistas en Acción y la Heredad de Aguas de Arucas y Firgas “valoran un año más como muy positiva ésta experiencia, que ya repiten por cuarto año consecutivo, y esperan poder continuar celebrando conjuntamente eventos de este tipo. Se valora muy positivamente la numerosa participación de personas de todas las edades, y quieren destacar especialmente la presencia de niños y niñas, que en una labor de educación ambiental son la base para un futuro mejor, más verde y con trabajo colectivo, tanto para Arucas como para el resto de Gran Canaria”.




Visitantes conectados: 398