Solicita que el Cabildo retire de manera inmediata la autorización al tránsito motorizado por pistas forestales

La Ley 10/2006 de 28 de abril, de Montes establece que la circulación por pistas fuera de la red de carreteras quedará limitada a las servidumbres de paso, la gestión agroforestal y a las labores de vigilancia y extinción de incendios. Sin embargo, el pasado mes de mayo se publicó una resolución del consejero insular del Área de Medio Ambiente y Paisaje en las que se autorizaba el tránsito abierto motorizado de todo tipo de vehículos.

La Federación Ben Magec–Ecologistas en Acción denuncia que esta resolución contradice claramente la citada Ley de Montes y solicita su retirada de manera urgente ante las consecuencias catastróficas que puede conllevar su aplicación.

El portavoz del colectivo ecologista recuerda que una pista forestal tiene como objetivo principal la prevención de incendios, facilitando el acceso a los servicios de extinción en caso de que se produzcan dichos incendios. Teniendo en cuenta que este año ha sido escaso en lluvias y que estamos a las puertas del que puede ser el verano más caluroso de los últimos tiempos, resulta una irresponsabilidad y una temeridad inaceptable que la Administración añada aún más ingredientes (circulación de vehículos con motores tremendamente explosivos) que aumenten el riesgo de incendios.

Por otro lado resulta evidente que el tránsito de vehículos como todoterrenos, motocicletas y quads lleva asociado impactos ambientales (alteraciones en flora y fauna) tremendamente negativos. El aumento de la contaminación acústica supone un gran perjuicio tanto para la fauna como para el resto de visitantes que acuden al monte a disfrutar de la paz y tranquilidad que estos espacios ofrecen.

Para Fran Castro “esta medida refleja una gran insensibilidad hacia la conservación de los valores naturales por los que discurren dichas pistas y obedece claramente a intereses electoralistas de cara a contentar al gran número de usuarios de este tipo de vehículos que, molestos con la normativa, demandaban que la circulación por las pistas forestales de la isla no estuviese ni controlada y regularizada”.




Visitantes conectados: 850